SUEUM BN

SUEUM

MANIFIESTO

08 de marzo de 2018

A los combativos y valientes miembros del SUEUM 
A la Comunidad Universitaria
Al Pueblo de Michoacán

 

Es difícil hablar de celebraciones cuando la clase sindicalista mexicana resiste las feroces embestidas del gobierno en todos sus niveles; sin embargo, siempre debe existir un espacio para celebrar a la mujer en su día internacional. Las sueumistas conforman una parte fundamental de nuestro sindicato, erigiéndose como ejemplo de lucha y sacrificio en estos tiempos en los que no es posible claudicar en la defensa de un futuro cierto para las familias de trabajadores, cuyos derechos pretenden ser arrebatados por la oligarquía nicolaita.
Las mujeres combativas del SUEUM siempre van de frente en las movilizaciones, porque saben que la lucha continuada es una importante herramienta para nivelar la fortaleza económica del adversario. No es posible pensar en un sindicato sin la participación femenil, que nos dota de la fuerza y la energía necesaria para contrarrestar la voracidad y la indolencia patronal.


Hoy Medardo Serna tiene infinidad de pendientes sin resolver y debe dar la cara al sindicato; pero sobre todo a las mujeres que militan incansables frente a un rectorado que agoniza. Muy pronto concluirá la cuenta regresiva y el medardismo partirá de la Universidad sin pena ni gloria, mientras las mujeres ejemplares del SUEUM continuarán ejerciendo la lucha en nuestras filas y recordando la gestión de Serna González como una administración fallida, manchada por el despilfarro, la corrupción y el despotismo hacia la clase trabajadora.
La misoginia, la perversión y la mentira son ejes funestos, ejercidos por las autoridades desde la impunidad, que desde su pedestal de oropel, no pueden concebir la verdadera importancia que tiene la mujer trabajadora; por eso la agreden diariamente con acciones indignas que se traducen en retenciones salariales, prestaciones y otros beneficios ganados en la lucha sindical.


Hoy no hay motivo para festejar; pero siempre existirá un momento para reconocer a la mujer y su importancia en la lucha sindical y en la familia. Los sindicalistas verdaderos nos ponemos de píe ante ellas y asumimos su ejemplo para renovar las fuerzas y continuar esta batalla que apenas comienza. ¡Muchas felicidades a todas ellas! ¡Gracias por el compromiso de lucha!

 

¡UNIVERSIDAD O MUERTE!
¡NI PERDÓN NI OLVIDO!
FRATERNALMENTE
SINDICATO ÚNICO DE EMPLEADOS DE LA UNIVERSIDAD MICHOACANA
“Cuna de hombres y mujeres valientes, crisol de libre pensamiento”